Horizontum - Finanzas y Cultura
Apps reviven guerra comercial entre EE. UU. y China Apps reviven guerra comercial entre EE. UU. y China
A principios de agosto el presidente de EE. UU., Donald Trump, firmó una orden ejecutiva para prohibir la operación de la famosa aplicación china... Apps reviven guerra comercial entre EE. UU. y China

A principios de agosto el presidente de EE. UU., Donald Trump, firmó una orden ejecutiva para prohibir la operación de la famosa aplicación china de videos cortos TikTok, que en este país cuenta con más de 100 millones de usuarios, aludiendo a temas de seguridad nacional. De esta manera busca presionar a esta empresa con sede en Pekín para que en un plazo de 45 días (hasta el 15 de septiembre) encuentre un comprador estadounidense, de lo contrario se verá obligado a vetarla en su territorio.

Trump ha señalado que cualquier acuerdo o negociación deberá incluir “una suma sustancial de dinero” que, según él, tendrá que engrosar las arcas del tesoro de EE. UU. El gobierno argumenta que TikTok es una aplicación que captura y recopila una gran cantidad de datos de sus usuarios, que van desde la geolocalización y rastreo hasta el seguimiento de historiales de búsqueda, lo que le permite al gobierno chino no sólo acceder a datos personales de ciudadanos estadounidenses, sino que también facilita información sobre la ubicación de empleados federales, la creación de archivos con información privada y el espionaje corporativo. Mike Pompeo, secretario de Estado, ha dicho: “Estamos considerando restringir el acceso de los usuarios a la aplicación TikTok por las preocupaciones de que el gobierno de Pekín la esté utilizando como un medio para vigilar”.

El CEO de ByteDance (matriz de TikTok), Zhang Yiming, ha sido acusado por miles de usuarios en China de ser un traidor por ‘arrodillarse’ ante Trump y permitir que en poco tiempo la firma pase a manos de capital estadounidense —Microsoft es la principal interesada en adquirir la aplicación—. Por su parte, Yiming ha expresado su desacuerdo por vender la filial estadounidense, asegurando que siempre se ha comprometido a proteger los datos de los usuarios y mantener la neutralidad y transparencia de sus servicios. Sin embargo, ante la presión actual, admitió que deberá afrontar la orden del presidente estadounidense y la decisión del Comité de Inversión Extranjera de EE. UU. (CIFUS por sus siglas en inglés).

Frente a esto, el ministro de Asuntos Exteriores chino, Wang Wenbin, respondió firmemente a las acciones de EE. UU. contra las compañías de software que operan en ese país porque supone “una violación de los principios de la economía de mercado y viola los principios de apertura, transparencia y no discriminación de la OMC”. De ahí que el gobierno chino ha anunciado que no aceptará ninguna operación de venta a Microsoft impuesta por Washington, al contrario, Pekín asegura estar preparada para tomar medidas si se realiza este tipo de transacción.[1]

EE. UU. no es el único gobierno que ha vetado a esta empresa; de hecho, en julio el gobierno de la India prohibió esta aplicación en su territorio que representaba el 30% de su mercado global, aludiendo también a temas de soberanía e integridad nacional. Australia amenazó también con eliminar TikTok de sus canales por motivos similares.

WeChat también en la mira, lo que afectaría a Apple

No sólo esta app de vídeos está en la mira del gobierno estadounidense, también existe una orden similar contra WeChat, la competencia china de WhatsApp, propiedad de Tencent. Sin olvidar la confrontación hace unos meses contra Huawei.

En el caso de WeChat, la plataforma de mensajería instantánea más utilizada en EE. UU. por la comunidad china, su prohibición podría causar daños colaterales y perjudicar a la empresa más importante de EE. UU.: Apple, que cuenta en China con el mercado más grande al sumar millones de usuarios de iPhone.[2] La orden de Trump busca prohibir que empresas y ciudadanos estadounidenses realicen “cualquier tipo de transacción” con esta aplicación que en el país asiático se utiliza para todo tipo de pagos o como sistema de identificación en aplicaciones de terceros. De acatar la orden del mandatario, Apple tendría que eliminarla de su App Store y sufrir una caída del 30% de sus ventas de iPhone en China.

Gigantes tecnológicos se interesan por las aplicaciones

Mientras tanto, empresas como Twitter se han acercado a TikTok para estudiar una posible combinación entre ambos servicios y así evitar que la aplicación deje de funcionar en EE. UU. Por su parte, Microsoft a través de su CEO, Satya Nadella, ha confirmado su interés por esta aplicación.

En medio de esta guerra, Facebook se ha adelantado a copiar las funciones de TikTok en Instagram con la nueva red social llamada Instagram Reels, que ya opera en 50 países. La copia casi idéntica del concepto llega en un momento en el que TikTok define su futuro después de alcanzar un mercado similar al de la empresa de Mark Zuckerberg. Por ahora queda observar cómo aumentan las tensiones entre China y EE. UU. en plena pandemia, las cuales afectan a varias empresas tecnológicas de ambos países.


[1] De la Cal, L. (04 de agosto del 2020). “La guerra por TikTok, China tomará medidas si EE. UU. le ‘roba’ su popular app”, El Mundo.

[2] Jiménez de Luis, A. (11 de agosto del 2020). “El veto de Donald Trump a WeChat podría dañar a Apple”, El Mundo.

Download WordPress Themes
Download Nulled WordPress Themes
Download Premium WordPress Themes Free
Download Nulled WordPress Themes
udemy course download free
download huawei firmware
Download Nulled WordPress Themes
online free course
Redacción Horizontum

Redacción Horizontum

Revista dedicada a las finanzas y cultura, comprometida en brindar información de calidad mediante artículos que abordan la realidad económica y financiera del país, así como los tópicos internacionales que nos impactan de manera directa.