Horizontum - Finanzas y Cultura
Retos para México en este 2020 Retos para México en este 2020
Después de un estancamiento económico en nuestro país, prevemos que para 2020 el panorama ofrezca más claridad. Retos para México en este 2020

México ha vivido el inicio de una nueva administración con una visión y un discurso político-económico que generó cierta incertidumbre. Todo ello derivó en un estancamiento económico en nuestro país; sin embargo, después de un año de cambios, prevemos que para 2020 el panorama ofrezca más claridad. Aquí te presentamos una opinión sobre los Retos para México en este 2020.

Como en cada inicio de gobierno, el gasto público exhibió una importante parálisis. Es posible que este fenómeno se haya acentuado ante la importante pérdida de capital humano y ajustes en la estructura y los objetivos de distintas dependencias. Además, ante el pobre desempeño de la economía y la consecuente reducción en la recaudación, el gasto público recibió una serie de ajustes a la baja.

Ante un entorno de incertidumbre interna (cambio político) y externa (un T-MEC que tardó en ser ratificado y las amenazas de Donald Trump), además de elevadas tasas de interés y la cancelación de obras públicas de gran magnitud como el NAIM; la inversión privada se frenó. Lo anterior explica la importante divergencia al interior de la actividad industrial. Por un lado, las manufacturas orientadas a la exportación crecieron modestamente; por el contrario, la construcción, sensible a la inversión, cayó de forma significativa.

La ausencia de inversión también permeó en la generación de empleos y, naturalmente, en el consumo privado. Con ello, el sector de servicios, que representa aproximadamente 2/3 del PIB, se desaceleró significativamente, cuando en años previos había sido el soporte de la actividad económica.

El 2019 es posible que pase a la historia como un punto de inflexión, un año en el que muchos de los paradigmas de la economía mundial y local fueron puestos a prueba. La información más reciente nos lleva a creer que el 2020 será ligeramente mejor.

Por un lado, tras la ratificación por parte de EE. UU. y Canadá del nuevo pacto comercial, se ofrecerá mayor certeza a inversionistas potenciales en nuestro país; aunque esto no implicará una eliminación total del riesgo. Por otro lado, las tasas de interés serán menores, lo que también ayudará a la inversión y al gasto de los hogares. Aun así, es de esperar que México pueda ser utilizado con fines políticos una vez más por Trump de cara a las elecciones presidenciales de este año en su país.

Asimismo, un elemento que sumaría al crecimiento de México sería una mejor ejecución del gasto público. Aunque hay que mantener ciertas reservas derivadas de que gran parte del gasto tiene un enfoque social y no de desarrollo económico. Además, el presupuesto para el 2020 se elaboró con supuestos relativamente optimistas, lo que lo hace vulnerable a futuros ajustes a la baja. Sobre los factores que podrían limitar el ‘rebote’ en este nuevo año, encontramos: un menor crecimiento esperado para EE. UU. moderando la demanda de exportaciones mexicanas, elementos internos como el alto grado de inseguridad pública y que la atonía en la inversión acumula casi cuatro años, lo cual termina por afectar el potencial de la economía nacional.


[1] Economista en jefe de Ve por Más.

Download WordPress Themes Free
Download WordPress Themes
Download WordPress Themes Free
Download WordPress Themes Free
lynda course free download
download huawei firmware
Download WordPress Themes Free
free download udemy course

Alejandro Saldaña

Economista en jefe de Ve por Más.